domingo, 21 de julio de 2013

CARTAGENA/ Detienen a una mujer que robó a tres ancianos después de sedarlos


La Verdad/ Cartagena




El 'modus operandi' era siempre el mismo. Se hacía pasar por trabajadora social del Ayuntamiento de Cartagena para acceder al interior del domicilio de los ancianos y ganarse su confianza. Después les suministraba un fuerte ansiolítico y aprovechaba los efectos de la sedación para robarles.


La Policía Nacional detuvo el pasado 18 de julio a una mujer de 46 años, como autora de dos delitos de robo con violencia y uno de hurto, siendo sus víctimas tres ancianos a los que previamente había dormido al suministrarles un fuerte medicamento de los llamados benzodiacepinas.




La investigación policial se inició el pasado día 1 de julio, después de que una mujer de 91 años y vecina de Cartagena denunciara en esta Comisaría que ese día cuando se encontraba en su domicilio llamó a su puerta una mujer que dijo ser asistenta social del Ayuntamiento de Cartagena. Por este motivo, la dejó entrar en su casa y entablaron una conversación durante unos minutos. Transcurridos éstos, la mujer se ofreció a prepararle una infusión, insistiendo en repetidas ocasiones que la tomara, siendo esto lo último que recordaba de ese día ya que despertó el día 2 por la mañana, encontrándose en el suelo, y requiriendo la ayuda de su sobrina para poder levantarse, toda vez que sufría un fuerte aturdimiento.


Ante la gravedad de su estado, sus familiares requirieron una ambulancia que la trasladó al servicio de urgencias del Hospital Santa Lucía de Cartagena, donde los análisis clínicos le detectaron en la orina restos de un fuerte medicamento que provocaba somnolencia.


Posteriormente, ya en su domicilio, comprobó que esta persona le había sustraído 4.000 euros que guardaba en su habitación.


Del mismo modo, el pasado día 17 de julio, nuevamente, un matrimonio de 83 y 77 años, denunciaba que una mujer, que se había hecho pasar por asistenta social del Ayuntamiento de Cartagena.


La investigación llevada a cabo por la Brigada Local de Policía Judicial de la Comisaría del Cuerpo Nacional de Policía de Cartagena, culminó con la puesta a disposición judicial de la detenida, y decretando el Juzgado de Guardia su inmediato ingreso en prisión.